EL DECÁLOGO DEL PSICÓLOGO, NUESTROS DEBERES Y OBLIGACIONES